Delitos contra la integridad sexual: ¿cuáles son y cómo proceder?

| |

Últimamente oímos hablar de los delitos contra la integridad sexual, pero es un tema muy complejo por lo que surgen numerosas dudas. Las más comunes son cuáles existen y cómo hay que proceder cuando tienen lugar. Te lo explicamos a continuación. 

¿Qué es la integridad sexual?

Antes de nada, es importante explicar qué es la integridad sexual. Como bien se puede entender por su nombre, es una proyección de la integridad de una persona referida al ámbito sexual. Pero lo más importante es que esta conecta con el bienestar físico, psíquico y emocional del individuo.

Es decir, ya no solo hablamos de delitos que afecten en lo sexual, sino en el resto de partes de las que está formada cada persona. 

Delitos contra la integridad sexual

Dentro de la amplitud de los delitos contra la integridad sexual, encontramos los siguientes recogidos en el Código Penal (del artículo 178 a 194):

  • Las agresiones sexuales. En este caso, el agresor atenta contra la libertad sexual de la víctima con violencia y/o intimidación. 
  • Los abusos sexuales. Son abusos sexuales toda actividad sexual sin consentimiento. 
  • Los abusos y agresiones sexuales a menores de dieciséis años. 
  • El acoso sexual. Hablamos de acoso sexual cuando nos referimos a todo comportamiento, ya sea verbal o físico, sexual que tiene la finalidad de atentar contra la dignidad de la víctima. Se crea un entorno intimidatorio, degradante y ofensivo. 
  • Grooming o ciberacoso sexual de menores. Dentro de esto encontramos las conductas y acciones que lleva a cabo un adulto de forma online. Este busca ganarse la amistad de un menor de edad para, posteriormente, crear un vínculo emocional y abusar sexualmente de él. 
  • El exhibicionismo y la provocación sexual. Cuando alguien comete este delito está ejecutando o haciendo ejecutar actos de exhibición obscena. 
  • La prostitución, la explotación sexual y corrupción de menores.

¿Cómo proceder ante un delito contra la integridad sexual?

El artículo 191 del Código Penal establece cómo ha de procederse cuando hay un delito contra la integridad sexual:

1. Para proceder por los delitos de agresiones, acoso o abusos sexuales, será precisa denuncia de la persona agraviada, de su representante legal o querella del Ministerio Fiscal, que actuará ponderando los legítimos intereses en presencia. Cuando la víctima sea menor de edad, persona con discapacidad necesitada de especial protección o una persona desvalida, bastará la denuncia del Ministerio Fiscal.

De todas maneras, hay otras opciones aunque no estén recogidas en la ley. Y es que hay que tener en cuenta que el daño consecuencia de un atentado contra la integridad de la persona puede ser físico y psicológico

  • Acude a un lugar seguro, como un hospital, la casa de alguien querido o la comisaría de policía. 
  • Llama al 911 o acude a la comisaría local de la policía para denunciar la agresión, el abuso… en definitiva, el delito contra la integridad sexual. Una vez denunciado, empezarán con una investigación criminal y cabe la posibilidad de que se arreste al agresor. 
  • Es posible que puedas solicitar una orden de alejamiento para que el agresor guarde las distancias contigo. 
  • Acude a algún tipo de consejería o grupo de apoyo, o llama a alguna línea de ayuda viable las 24 horas. 

VIGIOLA ABOGADAS, es un despacho que está ubicado en el centro de Bilbao y cuyas máximas son compromiso y responsabilidad, seriedad, sinceridad, asesoramiento continuado, inmediatez, diligencia y precios ajustados. 

Despacho miembro de la Asociación Española de Abogados de Familia.

Nuestros honorarios están ajustados y calculados en base a mínimos que establecen las Normas de honorarios del Consejo Vasco de la abogacía. Facilidades de pago. Previa firma de hoja de encargo con coste concreto de los servicios legales contratados, Igualas para empresas y personas físicas (consulte precios y condiciones).. Primera Consulta gratuita.

Bufete miembro de la Asociación española de abogados de familia, con Master Práctica Jurídica en la Escuela ¨Pedro Ibarretxe¨ del Ilustre Colegio de la Abogacía de Bizkaia y Master en Derecho Fiscal por la Universidad de Deusto. Práctica de Ejercicio profesional durante 20 años. Colaboración con Fisioterapeuta colegiado, peritos privados, editoriales jurídicas y Radio Euskadi. Servicio de fisioterapia de rehabilitación adjunto.