Buscar

¿Quieres saber en qué consiste un ritual de spa? ¡Descúbrelo!

Centro de Estetica Velvet Actualizado: 20 de marzo de 2024 Publicado: 25 de enero de 2022

Si estás pensando en autorregalarte algo especial, o en hacer un inesperado regalo a otra persona, quizás te hayas planteado un masaje o un ritual de spa. Son experiencias que marcan un antes y un después, por todos los beneficios que aportan. 

Pero, cuando decimos “ritual de spa”, ¿a qué nos referimos exactamente? En este artículo lo explicamos, así que si quieres descubrirlo, ¡sigue leyendo para no perdértelo! A continuación, te lo contamos. 

Los rituales de spa, la unión del cuerpo y la mente

En los spas hay cada vez más tratamientos aparte de los tradicionales masajes. Encontramos duchas de sensaciones, saunas, baños turcos, jacuzzis y un sinfín de opciones más. 

Es por esto que, conforme los spas han ganado más clientes y el mercado se ha ido extendiendo a personas con estilos de vida diferentes, han surgido los llamados “rituales de spa”. Pero, ¿qué son?

Los masajes y los rituales de spa se confunden muy a menudo, así que has de conocer qué es cada uno para decidir qué se adapta más a tus necesidades. 

En primer lugar, destacar que los rituales de spa son tratamientos que tienen el objetivo de mejorar la salud tanto física como mental, estimulando todos los sentidos. Igual te estás preguntando cómo se van a estimular todos y cada uno de los sentidos. Pues bien, por ejemplo, para hacerlo con el olfato, se incluyen aromas en el ritual. 

Con las manos, se llega al tacto; con un entorno y espacios agradables, con plantas y luz cálida, a la vista; con una música relajante, al oído. Es gracias a todos estos estímulos que se conectan el cuerpo y la mente.

Los rituales, como bien indica su nombre, son considerados ritos, incluso podríamos decir actos ceremoniales. Además, buscan que viajemos con la mente, por ser terapias exóticas donde todos los sentidos tienen gran importancia

Un ritual spa va mucho más allá de un masaje, ya que los masajes buscan aliviar, sobre todo, los dolores corporales. Y un ritual tiene muchos beneficios, como que suaviza, hidrata y renueva la piel, deshaciéndose de todo lo sobrante, como toxinas y células muertas Pero también previene el cansancio, contracturas musculares y aumenta la flexibilidad de los músculos. 

¿Cómo elegir el adecuado?

Rituales de spa hay numerosos, en función del centro en que lo lleves a cabo. Pero hay que tener en cuenta una serie de factores para elegir el que mejor te viene. Por ejemplo, hay que elegirlo según la estación del año. 

Y es que no son iguales los rituales de invierno (con baños calientes, saunas, aromas cálidos…) que los de verano (con baños templados y aromas frescos). También se tienen en cuenta las problemáticas específicas que tenga cada cuerpo, si es que las hay, como dolores musculares. 

De todas maneras, lo que es seguro es que todos y cada uno de los rituales spa buscan mejorar el bienestar de las personas, encontrando el equilibrio idóneo entre cuerpo y mente. Para ello, se llevan a cabo prácticas únicas a nivel sensorial, se cuida y mima al cliente, haciéndolo sentir especial. 

Ritual de spa vs. masajes: ¿qué es mejor?

Como hemos comentado previamente, los rituales de spa y los masajes son tratamientos que se suelen confundir. Si bien es cierto que un masaje tiende a estar dentro de un ritual de spa, no es un ritual en sí mismo

Los masajes son técnicas manuales que tienen como objetivo eliminar dolores o tensiones musculares. Trabajan en puntos concretos, a diferencia del ritual de spa, que decíamos que abarca todos los sentidos. 

Aun así, los masajes también pueden conseguir la relajación del cuerpo y la mente. Pero, principalmente, son beneficiosos para mejorar el sistema circulatorio, los músculos, el sistema linfático, la tensión… Y no solo esto sino que también pueden facilitar un mejor descanso.  

Al igual que en los rituales que comentábamos previamente, pueden llevarse a cabo en entornos especiales y relajantes, con aromas únicos y música tranquila, pero no es necesario. 

Además, los masajes son técnicas tradicionales, mientras que los rituales son más innovadores, entre los que aparecen nuevos y mejores tipos de vez en cuando. 

Así que, como conclusión, podemos decir que lo mejor (si elegir un ritual spa o un masaje) es aquello que se adapte a ti. ¿Prefieres una experiencia sensorial completa? ¿O solo buscas aliviar dolores? Aunque quizás quieres que sea un tratamiento más mental que físico. 

En definitiva, la forma de elegir es observar tus necesidades: qué necesitas en este preciso instante, si te sientes cómodo o no haciendo una inmersión de todos tus sentidos o puede resultarte abrumador, etc. 

Profesional
destacado

Ver perfil

  • Contactar por correo

  • Llamar por teléfono

  • Contactar por Whatsapp

Si eres autónomo o tienes una empresa

Date de alta gratis

Más artículos sobre Belleza