Carboxiterapia: aplicación y beneficios

| |

La carboxiterapia, es un tratamiento que tiene como propiedad la oxigenación de las células corporales que, adicionalmente, disminuye la grasa que se tiene en exceso, favoreciendo la circulación. 

En este tratamiento, predomina el dióxido de carbono, compuesto que destaca por ser un gas natural muy seguro, además de incoloro e inodoro. 

Dentro de sus beneficios se pueden señalar: 

  • Ayuda a reducir la celulitis, mejorando el aspecto y textura de la zona tratada. 
  • Atenúa de manera gradual y paulatina marcas y cicatrices. 
  • Produce el aumento del colágeno cutáneo, proporcionando una piel tersa y tejidos firmes. 

Las zonas donde usualmente se puede aplicar carboxiterapia son: 

  • Piernas
  • Cara 
  • Cuello 
  • Brazos
  • Ojeras 
  • Abdomen 

Funcionamiento de la carboxiterapia

La carboxiterapia consiste en la infiltración del dióxido de carbono bajo la dermis, teniendo en consideración que el oxígeno es el encargado de que la piel luzca tersa, luminosa y radiante, pero este elemento no es posible inyectarlo porque quemaría la piel. 

Cuando la proteína del interior de los glóbulos rojos detecta que existe una saturación de dióxido de carbono, aísla dicho compuesto y, en su lugar, deja solo oxígeno, razón por la cual en pocos segundos el dióxido de carbono pasa a ser oxígeno.  

Para aplicar esta terapia se usan micro agujas que solo llegan a producir un enrojecimiento muy superficial en la zona tratada. Asimismo, el equipo se encarga de regular la dosis, al igual que la temperatura, velocidad y tiempo de duración del procedimiento. 

Cuando se aplica el dióxido de carbono, el organismo está en capacidad de segregar serotonina, histamina y catecolaminas, lo que da cabida a la relajación del tejido subcutáneo y la dilatación vascular. 

Es posible que, con la carboxiterapia, se lleguen a conseguir efectos semejantes a los que ocurren cuando se realiza algún tipo de ejercicio físico, teniendo presente que el cuerpo produce serotonina cuando se ejercita, aunque considerando que el deporte no brinda los resultados que ofrece esta terapia, en cuanto a eliminación de la grasa subcutánea. 

Este tratamiento es muy sencillo y práctico. Sin embargo, para su aplicación se recomienda hacerlo en centros médicos especializados, atendidos preferiblemente por profesionales expertos en medicina estética

Cantidad de sesiones de carboxiterapia necesarias 

El número de sesiones tiene mucha relación con la zona a tratar, generalmente se sugieren entre 5 y 10 sesiones, preferiblemente 2 veces a la semana. No se requiere reposo después de las sesiones, solo debe evitarse la exposición al sol en los días posteriores. 

La carboxiterapia facial

Algunos de los beneficios más destacados de la carboxiterapia facial son:

  • Regula y mejora la flacidez, minimizando el envejecimiento facial.
  • Disminuye y disimula cicatrices, además de cualquier irregularidad de la piel, incluyendo el acné.
  • Corrige bolsas perioculares y ojeras. 

En cuanto a las ojeras, este tratamiento es efectivo porque ayuda en la desaparición de su color oscuro o azulado, al estimular el mejoramiento de la red capilar, ubicada en los párpados inferiores. 

Efectos de la carboxiterapia 

La carboxiterapia es un tratamiento novedoso, cuyos efectos son los siguientes: 

  • Actúa contra las estrías, ayudando notablemente en la reparación y recuperación del colágeno. 
  • Actúa contra la grasa subcutánea acumulada en diversas zonas del cuerpo, así como también contra la celulitis, ya que aumenta los niveles de pH, reduciendo el oxígeno, con el fin de lograr la reacción del organismo para dilatar sus vasos sanguíneos, incrementando de esta manera sus niveles y activando de forma espontánea el metabolismo. 
  • La carboxiterapia se puede aplicar indistintamente tanto en la cara como en el cuerpo. 

La carboxiterapia y sus efectos secundarios

Sus efectos son variables y relativos, ya que en todas las personas no se presentan de igual manera. En algunos casos, puede causar algún dolor o una sensación de calor o intenso frio. En otros pacientes, se pueden presentar hematomas u hormigueos, esto generalmente ocurre en las zonas donde haya sido aplicada. 

Se aconseja a todas aquellas personas que decidan aplicarse la carboxiterapia o cualquier tratamiento similar a esta, documentarse muy bien acerca del profesional que va a aplicarlo, sobre todo, conocer de cerca su experiencia, su profesionalidad y en qué centro médico atiende de manera permanente, a los fines de conocer sus referencias en cuanto a su desempeño.