Buscar artículos

Los 7 consejos para vivir en pareja que no te puedes perder, ¡descúbrelos!

No os lancéis, comunicaos mucho, no idealicéis, ten tu espacio...

Core Psicologos Publicado: 21 de abril de 2022

¿Estás pensando en mudarte con tu pareja? ¡Enhorabuena! Mudarse juntos es una propuesta emocionante, a la par que puede ser aterradora. Hasta ahora, probablemente solo hayas visto a tu pareja en su propio entorno y, posiblemente, en su mejor comportamiento. Vivir juntos significa ver todos los lados de tu pareja, todos los días.

Mudarse juntos presenta unos desafíos únicos, desde dividir las tareas del hogar hasta repartir el dinero y determinar cuánto tiempo pasar juntos.

Si quieres descubrir las recomendaciones de los expertos para vivir en pareja, ¡sigue leyendo para no perdértelo! A continuación, te lo contamos.

Decidid, no os lancéis

Puede ser tentador mudarse juntos por conveniencia. Puede haber todo tipo de razones prácticas: tu contrato de arrendamiento ha terminado, pasas mucho tiempo en casa de tu pareja, ambos ahorraréis dinero, tu compañero de piso se acaba de ir… 

Tal vez ni siquiera viváis en la misma ciudad y uno de los dos esté listo para mudarse al otro lado del país, debido a los inconvenientes y los gastos de viajar de un lado a otro.

Independientemente de todos los factores externos, como los que hemos comentado, es importante tomar una decisión consciente de que mudarse juntos es el próximo paso correcto para su relación.

Hay razones erróneas por las que mudarte con tu pareja. Por ejemplo, buscar una figura materna o paterna que te cuide, esperar depender económicamente de la otra persona…

Para aseguraros de que mudaros juntos es el próximo en vuestra relación, y estáis teniendo dos dedos de frente, sin segundas intenciones, etc., lo mejor que podéis hacer es tener una conversación sobre los objetivos que tenéis, los motivos de vivir juntos… 

Además, hay algunos casos en que las ideas chocan, y con esta conversación se verán resueltas. ¿Una persona piensa que mudarse con su pareja se traduce en matrimonio, mientras que la otra no? ¿Preferirías comprometerte primero? ¿O ambos estáis de acuerdo con, simplemente, vivir juntos sin más compromiso?

Asegúrate de sentirte listo, financiera y personalmente, para unir vidas con otra persona.

¿Dónde te vas a mudar?

Muchas personas deciden mudarse a la casa o apartamento de la otra persona, pero si decides seguir este camino, ten cuidado. Suele ser más agradable mudarse a un espacio que está fresco y sin ningún recuerdo del pasado.

Pero si alguien se está mudando al espacio de otra persona, lo ideal es tratarlo como un espacio nuevo en lugar de un espacio antiguo de otra persona. La persona que se muda debe tener la misma opinión sobre lo que se queda y lo que se va, cómo decorar, etc. Debe sentir que el espacio es tanto suyo como de su pareja.

Otro de los consejos para vivir en pareja que recomiendan los expertos, es firmar un contrato de arrendamiento juntos en un nuevo lugar y hacerlo intencionalmente. Mirad cuándo vencen vuestros contratos de arrendamiento y planead una fecha en la que mudaros juntos. 

Debéis tener una conversación sobre qué muebles incluir, qué almacenar y qué compraréis juntos. Mudarse juntos es un buen momento para reducir el tamaño de vuestras pertenencias, deshacerse de las cosas o conseguir un espacio de almacenamiento para mantener juntos los artículos más grandes que no necesitaréis en su nuevo lugar. 

Hablad de tareas y dinero

Las tareas y el dinero son los principales desencadenantes de peleas en una relación, y es importante aclarar los detalles antes de dar el paso. ¿Quién lavará la ropa? ¿O cada uno hará su colada? ¿Quién está a cargo de cocinar y lavar los platos? ¿Quién saca la basura?

Los profesionales, entre sus consejos para vivir en pareja, proponen llegar a acuerdos, en lugar de tener un compromiso, cuando se habla de las tareas del hogar. Un acuerdo implica que ambas personas están involucradas en el plan, mientras que el compromiso destaca el hecho de que ambas personas no obtienen lo que quieren. Puede ser una buena idea escribir el acuerdo para que todo quede claro y por escrito.

Cabe destacar que, cuando las parejas se mudan juntas, es donde se resuelven los viejos problemas familiares. Al tratarse de algo tan delicado, hay que tener cuidado, saber cómo nos sentimos, por qué y cómo comunicarlo a nuestra pareja. 

Por ejemplo, si una parte de la pareja está cocinando y la otra parte está viendo la televisión, puede recordar a la figura del padre ausente. La primera reacción ante tal situación puede ser negativa: rabia, enfado, frustración… Es una gran oportunidad para indagar qué ocurre, y lo mejor es hacerlo de la mano de nuestra pareja, siendo un equipo, no como dos partes enfrentadas.

El dinero también es un gran tema del que hablar antes de mudarse juntos. Tened un diálogo abierto y honesto sobre quién paga qué. ¿Dividiréis el alquiler o una persona pagará el alquiler y la otra estará a cargo de la comida y las facturas? ¿Ponéis dinero en una cuenta conjunta para los gastos del hogar o lleváis tus propias cuentas?

Cuanto más detallado sea cómo van a ser las cosas, mejor. Esta es una conversación enorme y necesaria y las personas deben estar en la misma página antes de cohabitar.

No te olvides de tu tiempo y tu espacio

Mudarse juntos es un paso emocionante en una relación y es posible que tengas la tentación de pasar todas tus horas con la otra persona.

Pero otro de los consejos para vivir en pareja es que debes mantener tu propio sentido de individualidad, al igual que tu pareja. Crea un pequeño rincón del espacio que sea todo tuyo, como un rincón de lectura o un escritorio, y que así lo haga tu pareja.

Además, asegúrate de programar tiempo separado de la otra persona. Continúa viendo a tus amigos, saliendo solo, teniendo tu propia vida y aficiones. Y es que, si te mantienes al día con tus propios amigos y pasatiempos, esto te asegura que siempre tendrás algo nuevo y emocionante de qué hablar con tu pareja.

Cread un plan de contingencia en caso de ruptura

Nadie quiere hablar de una ruptura cuando se está a punto de hacer algo emocionante como vivir juntos, pero este tipo de conversaciones son importantes. Qué es mejor: ¿hacer un plan mientras estáis juntos, en frío, o cuándo acaba de terminar la relación y los sentimientos están a flor de piel?

La gente piensa que va a arruinar sus relaciones si hablan de una posible ruptura. Pero hay formas de hablar de ello. Por ejemplo, se puede recalcar lo bueno de la relación y las ganas que tenéis de dar el siguiente paso, pero estableciendo la necesidad de hablar qué ocurriría en caso de que no funcionara.

Espera baches a lo largo del camino

Mucha gente planea vivir juntos, casarse y tener hijos desde un punto de vista muy romántico. Esta es una forma peligrosa de abordar la convivencia, porque te frustrarás cuando las cosas no salgan según lo planeado.

Los expertos proponen, entre sus consejos para vivir en pareja, anticipar que la vida real es mucho más desordenada y accidentada que la visión idealizada que se tiene al principio.

Cuando chocan necesidades, normas, manías, rutinas…, el conflicto tiene más oportunidades de aparecer. Y esto es completamente normal. Lo que podéis hacer es centraros en lo positivo, en aquello que va bien, cuando hay un conflicto.

Si aparece el miedo, es común poner el foco en las desventajas, las pérdidas y lo difícil de la situación. Pero lo mejor para la relación y para los individuos que la componen es fijarse en las cosas buenas.

Esperar baches cuando vivís juntos significa que podréis manejarlos mejor, en lugar de sentiros sorprendidos y decepcionados.

¡Comunicaos! 

Mudarse juntos significa que habrá mucho de qué hablar, ¡constantemente! Irás aprendiendo sobre la marcha, posiblemente descubriendo cosas sobre tu pareja que no sabías antes. Si bien algunas de esas cosas pueden ser buenas, otras pueden parecerte molestas o desagradables.

Lo importante es que os comuniquéis. Aparecerán sentimientos nuevos en los que no habíais pensado o no habíais expresado antes. Todos estos nuevos sentimientos son naturales, pero es bueno hablar de ellos, en lugar de reprimirlos y explotarlos más tarde

Otro de los consejos para vivir en pareja es dedicar un rato, una vez a la semana, para comprobar cómo vais: qué cosas buenas han ocurrido, qué os ha hecho sentir especial por parte de la pareja, qué os ha molestado, que os gustaría cambiar…

La comunicación puede hacer o deshacer una relación, especialmente en momentos de estrés.

Ver perfil profesional

  • Contactar por correo

  • Llamar por teléfono

https://corepsicologos.com

Somos un equipo de especialistas en el ámbito de la salud mental y personal.

Nuestra misión principal es ayudarte a resolver tus preocupaciones o problemas.proporcionándote habilidades y mecanismos a través de los cuales queremos conseguir mejorar tu calidad de vida.

Ver perfil profesional

  • Contactar por correo

  • Llamar por teléfono

Más artículos sobre Psicología