¿Qué es la ortodoncia?

| |

La ortodoncia en una rama especializada de la odontología. Su aplicación es reparar las malformaciones en el desarrollo dental, la posición de los maxilares y el arco dental. Su objetivo es proveer una armonía estructural, funcional y estética de la cavidad bucal y la cara.

La ortodoncia puede mover los dientes de forma aislada y sistemática para lograr una superficie de masticación. O Puede plantear el desplazamiento de todo el arco dental buscando corregir problemas funcionales en la oclusión del paciente. Es decir, de la relación de contacto entre los dientes superiores e inferiores.

En definitiva, el proceso de ortodoncia correctiva está dirigido principalmente en arreglar estos problemas de oclusión. Para resolver malformaciones de oclusión se dispone de tres tipos de aparatos diferentes:

  1. Los aparatos funcionales

Aquí se incluyen los aparatos removibles cuya finalidad es alterar la posición de grupos musculares responsables de la posición de la mandíbula. Es decir, estos aparatos tienen la capacidad de cambiar la dirección y fuerza muscular y producir desplazamientos dentales programados.

Los aparatos funcionales afectan directamente la inclinación de los dientes y logran modificar el hueso donde éstos están anclados. Por lo general, estos aparatos se aplican durante los periodos de detención temporal o mixta.

  1. Los aparatos removibles en ortodoncia

Como su nombre infiere, y aunque calzan firmemente sobre los dientes, esta clase de aparatos son retirados por el paciente para su limpieza diaria. Mediante elementos mecánicos (resortes, tornillos, arcos, etc.) adosados a los aparatos, se aplica presión focalizada sobre la pieza dental que se necesite mover.

A diferencia de los aparatos funcionales, éstos no afectan a los músculos que trabajan en la masticación, habla o fonación. Los aparatos removibles aplican fuerza artificial, mecánica y focalizada, para desplazar con precisión las piezas dentales que lo ameriten.

Esta clase de aparato es muy útil para la expansión de los maxilares. Este procedimiento es preciso cuando se necesita corregir lo que se conoce comúnmente como mordida cruzada. También se usa para reparar el apiñamiento leve que requiera movimientos dentales muy específicos.

  1. Los aparatos fijos o brackets

Este tipo de ortodoncia se define por el uso de brackets de metal o de cerámica. Además, de arcos de metal sujetos a estos últimos. Este tipo de aparatos presenta una gran ventaja sobre los otros: su nivel de eficacia. Los aparatos fijos permiten el desplazamiento de cada una de las piezas dentales de forma individual en cualquier dirección.

Con el fin de alcanzar resultados favorables y precisos se necesita un plan de tratamiento elaborado. Este plan se llevará a cabo a través de técnicas específicas y profesionales para la colocación de bandas y arcos. La interacción programada entre los brackets, las bandas y los arcos permitirá que la presión ejercida sobre los dientes produzca los resultados esperados.

Este tipo de ortodoncia se recomienda cuando el paciente presenta varios tipos de malformaciones. Se espera el uso de los aparatos fijos en pacientes que presentan:

  • Malposición dentaria.
  • Piezas dentales con la cara externa orientada en otra dirección.
  • Espacios abiertos.
  • Etc.

Posibles desventajas de los aparatos de ortodoncia fijos

Una de las desventajas que antes preocupaba a muchos pacientes era la parte estética. Este problema ha sido solucionado con la evolución que han presentado los tratamientos de ortodoncia durante las últimas décadas.

Hoy en día, los aparatos fijos pueden ser visibles (hechos de metal) o imperceptibles (hechos con cerámica). Estos últimos se pegan a la superficie exterior del diente y son casi imperceptibles ya que toman el color de la dentadura del paciente.

Por otro lado, este tratamiento de ortodoncia está asociado a inflamación y sangrado de las encías. Para evitar inflamación gingival se debe aplicar una limpieza diaria apropiada. Y, ya que muchos lugares son inaccesibles a una limpieza tradicional, los pacientes deben cumplir seguimiento durante el tratamiento.

Importancia de la higiene bucal durante la ortodoncia

Es esencial que el tratamiento de ortodoncia incluya un esquema detallado para la higiene bucal. Este plan debería incluir información sobre la placa bacteria y su relación con la inflamación de las encías.

En este sentido, se debe capacitar al paciente sobre las maneras de prevenir y eliminar la placa. Ya que, es de vital importancia cuidar nuestro estado bucodental cuando nos sometemos a la ortodoncia.

Clínica dental dedicada a servicios de implante dental, estética dental y otros tratamientos.

Artículos relacionados: