¿En qué se diferencia una reforma de una rehabilitación integral?


| |

En líneas generales se puede decir, que la reforma se refiere a la modificación o sustitución de elementos dentro de un espacio. Entre esos elementos, se encuentran: tabiques, algunos materiales de acabados, o algunas instalaciones. Para realizar estas modificaciones, no se hará necesario que estos elementos se encuentren en mal estado; un ejemplo de ello es, cuando un inmueble es vendido y cambia de propietario. Seguramente este nuevo dueño querrá realizar cambios en los espacios, para así adaptarlos a su gusto.

Por otro lado, la rehabilitación trata del cambio o sustitución de: elementos constructivos deteriorados, tabiques, entre otros materiales, los cuales estén en pésimo estado de conservación, y que lleguen a suponer un riesgo para la estabilidad de la obra. Esta puede efectuarse sobre fachadas, tejados, zonas comunes, escaleras y aislamientos. Pero además, podrán ser rehabilitadas las instalaciones generales de una edificación, tales como: Electricidad, contadores de agua, y desagües.

Las licencias de obra

Tanto la reforma como la rehabilitación, presentan diferencias en cuanto a los permisos y licencias de tramitación. En casi todos los ayuntamientos, cuando se trata de la ejecución de una reforma a una determinada obra, no se exige licencia; solo bastará con mostrar los planos, y el presupuesto para la compra de materiales. Esto sucede de manera similar en una reforma parcial, donde no se realice ningún trabajo sobre la estructura y fachada de una edificación.

Pero si lo que se requiere es reformar el tejado de esta edificación, para llevarla a cabo se necesitará una licencia de obra mayor.

El Código Técnico de Edificaciones afirma, que la rehabilitación de una edificación podría tener diversos objetivos, tales como:

  • La adecuación de tipo estructural, o de tipo funcional
  • La modificación de la superficie de una vivienda

Resumiendo tenemos, que una rehabilitación parcial o no parcial, no es lo mismo que una rehabilitación para una vivienda. En el caso de una reforma, la misma supone la modificación de un espacio o edificación, sin que esta se encuentre en mal estado.

Diferencias entre rehabilitación y reforma

Actualmente, no se tienen muy claras las diferencias entre una rehabilitación y una reforma, ya que estos términos tienden a confundirse. Estas no tienen el mismo tipo de intervención, ni los mismos permisos, y en muchas ocasiones el término reforma y rehabilitación se emplea de manera indistinta, cuando son totalmente diferentes. 

¿Cuándo se da una reforma?

Una reforma se da cuando:

  • Se llevan a cabo reparaciones, o sustituciones en los acabados e instalaciones, las cuales pueden seguir utilizándose tal cual como se encuentran, pero que por determinadas razones han decidido cambiarlas o reformarlas. Un ejemplo de ellos es cuando se realiza una reforma a una cocina, o también cuando se reforma una vivienda o edificio, para incrementar su valía y así venderlos.
  • Cuando además, se requiera derribar tabiques que se encuentran en buen estado, para de esa manera mejorar el espacio.

Es importante señalar, que para efectuar una reforma a una vivienda en particular, o a un determinado local comercial, se deberá tramitar un permiso de obra, o licencia. Todo ello, dependerá del tipo de reforma que se vaya a ejecutar; los requisitos de este trámite, los coloca cada ayuntamiento. Además, en determinados ayuntamientos, tal es el caso del ayuntamiento de Barcelona, los trámites referentes a expedientes de obras, podrían tardarse en revisarlos en un procedimiento normal, alrededor de 3 meses.

¿Cuándo se da una rehabilitación?

En el caso de la rehabilitación, este proceso constructivo es ejecutado para sustituir, o reparar algunos elementos estructurales, generalmente encontrados en estructuras deterioradas. Estos elementos son rehabilitados debido a su mal estado, con la finalidad de evitar riesgos que pueden traer graves consecuencias.

Se hace necesario aclarar, que este término también se emplea cuando se van a intervenir tejados y fachadas, las cuales tienen una parte de la estructura en pésimo estado; En este caso, se conservaran las áreas que se encuentren en buen estado. 

Además se debe señalar, que en las obras de rehabilitación se podrían ejecutar trabajos en edificaciones, para que de esa manera se ajusten a la normativa de incendios, para eliminar barreras mediante la construcción de rampas,  y además, en la construcción de pasos.

Bienvenido a Construcciones y Reformas Aicatri. Somos una empresa con amplia experiencia en el sector de la construcción, nos adaptamos a todo tipo de necesidades de los clientes. Con oficina en Cunit, ofrecemos servicio por toda la zona del Baix Penedès i del Garraf, desplazándonos a otras zonas si los clientes lo precisan.
No dude en contactárnos, estaremos encantados de atenderle y ofrecerle un presupuesto sin compromiso de lo que necesite.