Beneficios de masajes a embarazadas durante la gestación

| |

Antes del parto, una excelente opción para relajarse y aliviar los dolores que causa un embarazo es a través de masajes.

¿Quieres conocer cuáles son los tipos de masajes que puedes recibir? ¿Las precauciones a tomar en cuenta? y, por supuesto, ¿los beneficios de los masajes a las embarazadas antes del parto?

Pues aquí te tenemos toda la información y más. 

Estos tratamientos son diseñados para traer confort y comodidad a las embarazadas que sufren las dolencias comunes producto de la gestación, y es que no todos los cambios que atraviesan las embarazadas son agradables de experimentar.

Por ejemplo, el 71% desarrolla dolor lumbar, un 65% dolor pélvico y un 46% desarrolla dolor a partir de la inflamación del nervio ciático. 

¿Cómo combatir estos dolores?

Los masajes son una de las mejores alternativas disponibles para aliviar muchos malestares, entendiendo que no todos los síntomas desaparecerán por completo, pero la mejoría será notoria al lograr suavizar las tensiones musculares.

Beneficios del masaje en el embarazo

Existe una gran cantidad de beneficios que ofrecen los masajes antes del parto.

Para empezar, tienen un efecto genuinamente relajante, que ayuda a aliviar tensiones acumuladas durante el proceso de gestación. 

Además, posibilita el disfrute de un tiempo de tranquilidad, el cual cultivará el amor propio de la mujer y le ayudará a mantener en equilibrio sus emociones.

Es decir, no se trata solo de aliviar las dolencias producto del embarazo, sino también de crear un efecto muy terapéutico en las futuras madres. 

La labor posibilita al fisioterapeuta o masajista el alivio de muchas dolencias, como el dolor de espalda, la ciática, la hinchazón de piernas y pies, y la retención de líquidos. 

Tipos de masajes para embarazadas

No se trata de un masaje estándar para embarazadas, sino de técnicas aplicadas según las necesidades de relajación de la mujer, o de los requerimientos terapéuticos que para el momento se tenga.

Masaje terapéutico

Por ejemplo, entre los tratamientos más comunes, tenemos el masaje terapéutico en el embarazo. Está dirigido a aliviar los dolores frecuentes, como ciática o contracturas musculares.

Con estos masajes también se alivia la tensión. 

¿Por qué se producen estos dolores? Se trata simplemente de una inflación del nervio ciático que lleva a dolores intensos, desde la zona lumbar hasta las piernas.

Todo ello producto de la gestación. 

Masaje circulatorio

Seguidamente, otro tipo de masaje para embarazadas es el circulatorio, el cual se realiza con el fin de hacer más eficiente el transporte de sangre y oxígeno hacia las extremidades y otros órganos importantes del cuerpo.

Este masaje resulta ideal para las mujeres embarazadas que presentan problemas con la retención de líquidos

Es realizado desde el segundo trimestre, con énfasis en las extremidades inferiores, que es donde existe mayor peligro de hinchazón y pesadez.

Masaje relajante

Otro tipo de masaje muy común es el relajante, el cual tiene como objetivo principal disminuir o acabar con gran parte del estrés que sienten las embarazadas, además de relajar la mente y el cuerpo. 

Esto se logra mediante un masaje por todo el cuerpo, haciendo especial énfasis en zonas donde el dolor se acentúa, como pies o cabeza. 

Masaje drenante

Finalmente, el drenaje linfático es otro masaje que debe hacerse antes del parto. Se trata de un masaje fisioterapéutico muy recomendado en las últimas fases del embarazo. 

¿Por qué razón? Es aquí, entre el exceso de líquidos que las mujeres retienen durante la gestión y los síntomas de hinchazón en tobillos o pies, cuando resulta más necesario y útil este tipo de drenaje, el cual consiste en el arrastre de los líquidos hacia los ganglios para que pueda ser expulsado del cuerpo a través del sistema linfático. 

Precauciones para los masajes

Es necesario que se destaquen las precauciones a tomar en cuenta sobre los masajes a embarazadas.

  • Es fundamental que se consulte al gineco-obstetra de confianza, sobre qué tan recomendable es recibir un masaje especifico. 
  • Esperar al segundo trimestre de embarazo para empezar a recibir los primeros masajes. Esto es una medida de prevención, pues la primera etapa o trimestre de gestación, siempre es la más delicada. 
  • Es necesario mantener hábitos saludables y técnicas de respiración, de acuerdo a lo enseñado por el especialista.

Bienvenido a la mano de Jimena, un centro de belleza con gran experiencia en la estética.

Su objetivo es crear cambios en las personas y mejorar su calidad de vida a través de la belleza y sus cuidados.

Misión : “conseguir un aspecto saludable y natural”